Conoce el agua de mar para beber

El agua de mar para beber actúa rápidamente  porque estimula el principio de autorreparación que todos los seres vivos poseemos desde nuestro nacimiento.

El ejemplo más sencillo de lo que es la autorreparación  es cómo todas las heridas que nos hacemos en la piel y sus capas adyacentes que cicatrizan inexorablemente aunque no reciban atención médica. El agua de mar complementa la ayuda aportando  los nutrientes que aceleran la autorreparación, ya que no produce efectos secundarios.

¿Qué esperas para hacer tu pedido?